Campo Relacional

BIODINÁMICA CRANEOSACRAL  E IMPRONTAS TEMPRANAS 

REGULACIÓN EMOCIONAL Y SINTONÍA 

El ser humano, al igual que otros primates, necesita madurar en un vínculo interpersonal consistente y que responda en sintonía a sus necesidades. Como dice Schore (1991), el bebé es una “criatura subcortical que carece de los medios necesarios para la modulación de la conducta, modulación que es llevada a cabo cuando se desarrollan los centros corticales”.

El mundo interno del bebé es un mundo de caos, lleno de estímulos que todavía no tienen significado ni forma; es a través de la relación con su madre, o el cuidador que proporciona los cuidados maternales, que irá aprendiendo a dar estructura y forma a su mundo interno.564290_447559988619459_718094099_n

De esta forma, la madre interviene sobre el bienestar del niño y le ayuda a regular sus estados y bioquímica interna, recuperando la homeostasis y el bienestar. En este proceso, el bebé irá aprendiendo a discriminar las señales de su mundo interno, a tolerar niveles incrementados de incomodidad y a ser activo en la demanda de satisfacción de sus necesidades.

En estas experiencias tempranas, el niño pequeño aprende de manera somatosensorial y en su registro de memorias implícitas (aquellas para las que no hay lenguaje ni consciencia de estar recordando) los esquemas básicos de estar en el mundo: desarrollar un sentido de si mismo digno y valioso, confianza en otros seres humanos y esperanza en que el mundo le responderá de manera apropiada.

En esta etapa temprana la madre actúa cuando es capaz de reconocer, señalar y atender adecuadamente estas necesidades, como un córtex auxiliar externo capaz de identificar las necesidades provenientes del funcionamiento sub-cortical del niño. Schore (1994) afirma que si los niños están bien cuidados logran establecer relaciones entre las señales corporales, la aflicción y las diversas formas de sentirse mejor: aprenden a utilizar sus propias señales corporales y emociones como guías para la acción.

Desde el mismo momento del nacimiento, son los procesos interpersonales los que proporcionan el significado y contexto de las sensaciones y emociones. La regulación emocional es un proceso que se aprende en los vínculos interpersonales; comienza con la Regulación Biológica Interactiva (la madre como Córtex Auxiliar), para llegar a la Autorregulación Biológica Autónoma: cuando el niño es capaz por si mismo de identificar, nombrar, calmar y manejar los afectos propios.

Sabemos que las experiencias traumáticas dejan su impronta en el nivel fisiológico y somático del organismo . Antonio Damasio (1999), Jaak Panksepp (1998) y Steven Porges (1995, 2000) sostienen que la experiencia sensorial juega un papel crítico en la generación de estados emocionales. Los estados emocionales están generados por el perfil químico corporal, el estado visceral y por la contracción de la musculatura estriada de la cara, garganta, tronco y extremidades (Damasio, 1999).

314365_434275113282687_234136039_n

 

Damasio en su libro En busca de Spinoza (2005) afirma: “El cerebro obtiene el mapa del estado del cuerpo. Puesto que el cerebro supervisa todo el organismo, local y directamente (a través de las terminaciones nerviosas), global y químicamente (mediante el torrente sanguíneo), el detalle de estos mapas y su diversificación son muy notables.

Cuando decimos que nos sentimos bien o que nos sentimos fatal, la sensación que experimentamos se obtiene a partir de muestreos compuestos basados en la cartografía de la química del medio interno… a través del intercambio de señales que tiene lugar en el tallo cerebral y el hipotálamo”

Los sentimientos pueden ser sensores mentales del interior del organismo, son las manifestaciones mentales de equilibrio y armonía, de disonancia y discordancia. No se refieren necesariamente a la armonía o discordancia de los objetos o acontecimientos del mundo externo, sino más bien a la armonía y discordancia en lo profundo de la carne.

 

Relación terapéutica y la sanación de improntas

Siegel va más allá diciendo que la relación terapéutica efectiva entre el terapeuta y el cliente promueve el crecimiento de las fibras en el área prefrontal del cerebro, en las interacciones en las que hay sintonía y comunicación resonante el cliente se siente bien, conectado y querido10268468_757009151099470_2911792364477316655_n.

Esta comunicación en sintonía favorece la capacitad  para desarrollar los circuitos regulatorios del cerebro –incluyendo la integración de fibras prefrontales- que proporcionan al individuo una fuente de resiliencia .

La resiliencia adopta la forma de capacidad para la autorregulación y la implicación en una relación empática con los demás. Siegel defiende que el área de integración del cerebro es el cortex prefrontal, cuyas funciones incluyen: la regulación de los sistemas del cuerpo, el equilibrio de las emociones, la sintonía con los demás, la modulación del miedo, el responder con flexibilidad y la capacidad de la toma de consciencia (insight) y empatía, además se relaciona también con la intuición y la moralidad.

 

PRESENCIA TERAPÉUTICA

Siegel propone que la actitud de consciencia plena (mindfulness) sobre los estados y procesos internos es una forma de auto-relación, una forma interna de sintonía con uno mismo, que crea los mismos efectos que la sintonía interpersonal. Sitúa esta capacidad de mindfulness en el área prefrontal del córtex, aquí reside la capacidad de la mente de volverse sobre sí misma y observarse.

En una actitud presente el terapeuta puede dejarse impactar, sin ideas pre-concebidas, por la experiencia emergente del cliente, indagando y no juzgando. De este modo, puede facilitar una experiencia de continuo contacto interpersonal que facilita asimismo el contacto interno.

Erskine (1999) argumenta que la presencia se refuerza cuando el terapeuta se de-centra de sus propias necesidades, sentimientos, fantasías o esperanzas y se centra en cambio, en el proceso del cliente. La presencia también incluye lo contrario de de-centrarse, es decir, el terapeuta que está totalmente en contacto pleno con su propio proceso interior y sus reacciones. La historia del terapeuta, sus necesidades relacionales, sensibilidades, teorías, su experiencia profesional, su propia psicoterapia y lecturas que le interesan, todo conforma las reacciones únicas del terapeuta hacia el cliente.Cada uno de sus pensamientos y sentimientos son una parte esencial de la presencia terapéutica.

El repertorio del conocimiento y experiencia del terapeuta es un recurso rico para la sintonía y la comprensión.  La presencia fiable y consistente y en sintonía del terapeuta se opone a la sensación del cliente de vergüenza y de infravaloración. La calidad de la presencia crea un tratamiento que es único con cada cliente: sintonizado e involucrado con las necesidades relacionales emergentes del cliente. En la presencia, el terapeuta renuncia al hacer, en beneficio de la experiencia de ser.

Escrito por Mario Salvador.

 

BIBLIOGRAFIA

DAMASIO, A. (2003). En busca de Spinoza. Ed. Critica, Barcelona

GERMER, C. K., SIEGEL, R. D., & FULTON, P. R. (2005). Mindfulness and Psychotherapy. New York: Guilford.

SAFRAN, J.D. & MURAN, J.C. (2005). La alianza terapéutica, una guía para el tratamiento relacional. Ed. Desclée de Brouwer.

SCHORE, A. N. (1994). Affect Regulation and the Origin of the Self. Lawrence Earlbaum, Hillsdale.

SIEGEL, D. J. (1999). The Developing Mind. The Guilford Press. New York. London.

SIEGEL, D. J. (2001). Toward an interpersonal neurobiology of the developing mind: attachment relationships, “mindsight,” and neural integration. Infant Mental Health Journal, 22 (1–2): 67–94.

SIEGEL, D. J. (2007). The Mindful Brain. Norton & Company. New York. London.

 

538701_446137138761744_694656825_n

Anuncios

2 pensamientos en “Campo Relacional

    • Ningún problema Mario,este escrito lo resumí hace años de uno que vi en la web y que no venía firmado. Como ves no me lo he atribuido a mi, ningún interés en ello, solo de compartir esta valiosa info. Un saludo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s